La Musicoterapia

  • ¿Qué es la musicoterapia?

  • Grosso modo, la musicoterapia se refiere al uso terapéutico de la música, es decir, a la utilización del sonido organizado o estructurado de manera tal que genere ritmo, armonía y melodía (concepción tradicional de lo que se denomina “música”) con el fin de que se prevenga el deterioro de la salud o coadyuve, conserve y propicie el reestablecimiento, en su acepción más integral. Existe, en contraste, el término “sonoterapia” que engloba en sí el uso del sonido con fines terapéuticos.

  • Integralidad de la musicoterapia

  • A diferencia de otras técnicas, la actividad musical terapéutica, permite influir en todo el ser (mente, cuerpo y sentimiento o los aspectos motrices, afectivos y cognitivos de un individuo vivo) de manera tal que puede atender ella misma el “todo” o la integralidad del problema de salud de que se trate.

    Si se parte del principio de que todo padecimiento afecta necesariamente a la totalidad del ser, el arte terapéutico encuentra en la música a su mejor aliado.

    La integralidad efectiva de la música ha quedado detallada en el siguiente esquema que forma parte del libro “El Arte de Educar” del Mtro. Pablo Torres:

  • integralidad musicoterapia

    La Técnica Musicoterapéutica

    Hay casi tantas técnicas como musicoterapeutas en el mundo. Aunque existen diversos paradigmas y comunidades que han logrado unir a grupos de musicoterapeutas, generalmente las coincidencias se refieren más a principios psicológicos (conductistas, gestaltistas, constructivistas, etc.) filosóficos (esotéricos, místicos, éticos) y musicales (producción sonora, de género musical, etc.) que puramente técnicos. Cabe decir que cada técnica posee, a su manera, un valor específico, unos resultados comprobables al menos de manera empírica y una riqueza cultural y filosófica digna –al menos- de un estudio minucioso que requiere gran amplitud de criterio y nuevas técnicas de investigación que no sólo obedezcan a los cánones de la investigación científica tradicional, pero que tampoco los desdeñen. Es, en resumidas cuentas, un terreno tan basto y prolífico que, al final, hace cada quién lo que piensa que es correcto. Ello es un arma de dos filos ya que permite la aparición de cualquier circunstancia, desde la charlatanería hasta la cientificidad más rígida pasando, por supuesto, por concepciones metacientíficas y filosóficas de gran envergadura. Lo único perfectamente comprobable, es que el uso terapéutico de la música apareció con el hombre mismo y ha existido en cualquier lugar, época y condición humana.

  • MARTES-Y-JUEVES-4-(7)

  • Beneficios Musicoterapéuticos

    Es posible disertar con exactitud científica sobre los beneficios de la actividad musicoterapéutica sobre todo en el terreno psicológico. Hay abundantes y valiosos ejemplos de ello. Hoy en día muchos hospitales en el mundo utilizan la música de diversa manera con resultados satisfactorios. Experimentos científicos que corroboran la efectividad de la música, como en la producción de leche y huevo o la estimulación del crecimiento, proliferación y salud de plantas y animales. Sin embargo hay factores que se evidencian en la práctica musicoterapéutica en donde la ciencia poco o nada ha podido explicar y que sin embargo son innegables y en ellos está la causa donde los grupos de profesionales y conocedores se dividen irreconciliablemente. La concepción de la música como una “energía vital”, por ejemplo, es algo que en la práctica es visible con facilidad y que, sin embargo, no puede tener una explicación congruente bajo el pensamiento científico experimental.

  • Musicoterapia en el Centro de Estimulación Musical

    Pablo Torres ha generado, como muchos musicoterapeutas, su propia técnica. Él afirma que ha podido encontrar un punto medio en donde los principios científicos y psicológicos de la musicoterapia se alían con aquellos otros metacientíficos en pro de la emancipación de la vida y la salud en lo que él llama Musicoterapia Educativa Pura. Su paradigma, a diferencia de otros profesionales, se fundamenta en LO BELLO a través de una teoría compleja que permite unir ambos polos, el científico y el metacientífico, que parecían opuestos e irreconciliables. Con ésta filosofía aplicada a la técnica, ha podido ayudar a una infinidad de personas con todo tipo de padecimientos: Síndrome de Down, autismo, parálisis cerebral, daño cognitivo, problemas mentales, afectivos y físicos, dislexia, lenguaje, padecimientos físicos, etc. Aunque se especializa en la atención de niños, ha trabajado con adultos y ancianos con igual éxito.

  • lunes-y-miercoles5-(70)